La inflación: definición, tipos, causas y cómo se calcula

por | Noviembre 27, 2016

Podríamos definir la inflación como el aumento generalizado y sostenido del nivel de precios en los bienes y servicios de un país durante un determinado periodo de tiempo. La consecuencia de esta subida de precios es que la moneda de ese país cada vez tenga menos valor, ya que cada vez hace falta más dinero para comprar los mismos bienes o servicios, por lo que se produce una pérdida en el poder adquisitivo de las familias, que cada vez pueden comprar menos productos con el mismo dinero.

Existen diversos factores que pueden causar un aumento de la inflación, algunos de los cuales pueden ser:

  • El incremento de la demanda
  • La subida de los costes de producción
  • El aumento del dinero en circulación (más dinero, menos valor del mismo)
  • Perdida en la competitividad de las empresas
  • Falta de inversión

En cualquier caso está claro que la inflación pone en peligro el buen funcionamiento de las economías, por lo que los bancos centrales a menudo intervienen para intentar limitar este fenómeno económico.

En la siguiente infografía nos muestran, por qué se produce, cuales son sus efectos, qué tipos existen y cómo actúan los bancos centrales para controlarla:

infografía inflación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *